Cuando la intención es buena pero el resultado deja mucho que desear.

No es la primera vez que compartimos un ejemplo de cómo alguno de nuestros políticos deja constancia de su nivel de inglés, para bien o para mal.

Pues hoy toca uno de esos para mal… Hace unos días la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva, pronunció un discurso en la inauguración del Mundial de Triatlón aunque comenzó en gallego en un momento dado se lanzó a dar la bienvenida a los cerca de 4.000 asistentes en inglés. La intención era buena, y la alabamos, pero el resultado… bueno, el resultado mejor que lo veáis vosotros mismos…

Deja un comentario